San Juan de Luz, una visita histórica

Actualizado: abr 4


¿ Has visitado San Juan de Luz alguna vez? Si no lo has hecho, imagino que al menos habrás escuchado su nombre y quizás también sabrás que se encuentra en el País Vasco Francés, muy cerca de la frontera con España.

También es posible que hayas oído hablar de su belleza, gracias a relatos de amigos que tuvieron la suerte de hacer una escapada a la costa vasco-francesa. O como fue mi caso en mi primera visita (cuando me encontraba de camino a una boda en Normandía), puede que hayas visitado fugazmente el municipio, nadado en su playa, y admirado su arquitectura, pero que te hayas marchado sin haber descubierto en San Juan de Luz nada más que un destino vacacional de indudable encanto.

Pero si tuviste la suerte de haber visto la ciudad con una mirada más profunda, quizás contando con los servicios de un guía turístico, es muy probable que ya hayas sido deslumbrado por su riqueza "histórica".

Sigue leyendo este post si quieres viajar conmigo a ese magnífico pasado.

Gracias a su privilegiada situación en la desembocadura del rio "la Nivelle", en una bahía protegida naturalmente frente al Golfo de Vizcaya (Océano Atlántico), San Juan de Luz ha sido una ciudad de marinos y pescadores desde sus más remotos orígenes.

Del mar vinieron sus mayores riquezas, como la caza a la ballena, que aseguró una gran prosperidad a la villa durante toda la Edad Media, al estilo de otros puertos vascos como Guetaria, Hondarribia, Lequeitio o Biarritz. Pero víctimas de la excelencia de los marinos vascos en la materia, a partir del siglo XV las ballenas dejaron progresivamente de visitar las aguas del Golfo de Vizcaya. Este fue el comienzo de la epopeya de los marinos vascos, que partieron en su búsqueda hacia aguas lejanas. Pero esta es otra historia.

Durante el siglo XVI, la cercanía de San Juan de Luz a España, iba a marcar, como tantas otras veces en la historia, el destino de la ciudad. Los conflictos entre Francia y España eran frecuentes, y San Juan de Luz sufrió numerosos asedios por parte del enemigo español. Especialmente trágico fue el del año 1558, cuando las tropas de Carlos V saquearon y quemaron la ciudad, destruyéndola casi por completo. Es sobrecogedor admirar hoy en día el único edificio que sobrevivió a la catástrofe, la "Maison Ezquerrenea" (17, rue de la Republique).

En el siglo XVII, la cercanía a España jugó en favor de San Juan de Luz, puesto que la villa fue elegida para acoger la gran boda entre Louis XIV, el Rey Sol, y la Infanta de España, María Teresa de Austria, que debía sellar la paz entre ambos Estados. Tuvo lugar en 1659, en la magnifica Iglesia de San Juan Bautista (Rue Gambetta), que conserva, sellada, la puerta por la que salieron los recién casados.

Para aquel entonces la caza a la ballena había sido sustituida en gran parte por la pesca del bacalao, que aseguró la riqueza y el florecimiento económico de la ciudad en tiempos de paz. Y en tiempos de guerra, los botines capturados al enemigo español o inglés por los legendarios corsarios de la villa fueron cuantiosos. Un puñado de armadores acumularon enormes fortunas durante este siglo y construyeron magníficas "casas nobles", que hoy todavía destacan en la arquitectura de San Juan de Luz. Las más famosas y remarcables son la "Maison de l'Infante" ("Quai de l'lnfante") y la "Maison Louis XIV" ("Place Louis XIV"), que tuvieron el honor de acoger a los ilustres pretendientes reales en los días previos a su enlace. El XVII fue sin duda el siglo dorado de San Juan de Luz.

En el siglo XVIII trajo la crisis a la ciudad. La guerras contra Inglaterra, la Revolución Francesa, y las inmediatas Guerras Napoleónicas, arruinaron a San Juan de Luz. La pesca del bacalao fue sustituyéndose por la pesca de sardina, una pesca que no exigía realizar interminables expediciones en mares lejanos y cada vez mas peligrosos. De esta época datan los famosos "Kaskarots", que vendían sardinas directamente "a la crie" (al grito) en el puerto de San Juan de Luz. Gran parte de las capturas eran destinadas a la industria del salazón, que empleaba a un gran numero de mujeres desde la segunda mitad del XVIII, pero que no impidió el lento declive económico de la villa. De 10.000 habitantes en el siglo XVII, el municipio pasó a sólo 3000 habitantes después de la Guerra de los 7 años (1756 -1763).

Del mar también llegaron algunas de las tragedias de la ciudad, como la tempestad de 1852 que destruyó mas de un cuarto de la ciudad y convenció a Napoleón III de apuntalar los proyectos de refuerzo de las erosionadas protecciones naturales de su bahía. De esa época datan los enormes diques artificiales de "Socoa", de "Sainte Barbe" y de "l’Artha". Por aquel entonces, San Juan de Luz, como Biarritz y la "Cote Basque" en general, comenzaba a despuntar como el destino vacacional de moda de la aristocracia europea. Como consencuencia de ello, durante la segunda mitad del siglo XIX y las primeras décadas del siglo XX, la antigua ciudad portuaria se transformaría drásticamente. Muchas villas y edificios del paseo marítimo de San Juan de Luz datan de esta época, como el "Grand Hotel" (43 Boulevard Thiers) o el "Grand Hotel d'Anglaterre" (Promenade Jacques-Thibaud).

Además de turistas, el siglo XX trajo un resurgir temporal de la actividad pesquera. Parece ser que exiliados carlistas asentados en San Juan de Luz a finales del XIX colaboraron en la tarea. Este y otros factores, junto a la llegada de innovaciones técnicas, convirtió a San Juan de Luz en el primer puerto sardinero de Francia primero, y posteriormente en el puerto atunero más importante de Europa. Y aunque la actividad pesquera en San Juan de Luz se ha reducido drásticamente en las ultimas décadas, no ha desaparecido por completo, siendo hoy en día muy valorada la merluza de línea de San Juan de Luz, que se puede encontrar fresca todas las mañanas en el Mercado ("Les Halles", Boulevard Victor Hugo).

Hoy en día San Juan de Luz es un municipio eminentemente vacacional, residencial y comercial, con un bonito puerto pesquero todavía activo, y una gran historia esperando ser escuchada. Te aguarda escondida en los detalles, junto a ecos de gloriosos y trágicos eventos pasados que todavía resuenan entre las paredes de sus magníficas mansiones. Te invito a descubrirla conmigo reservando una de mis visitas guiadas de San Juan de Luz.

#Spanish #SanJuandeLuz #Historia #Visitasguiadas #recomendacionesdeviaje #atractivos #Recorridos #Playa #Labourd #costavascofrancesa #historiasanjuandeluz #viajes #guiaturístico #toursanjuandeluz #louisXIV #merluzadelinea

68 vistas1 comentario

Me llamo Juan Carlos, soy originario de Madrid pero vivo en el País Vasco Francés. Soy guía oficial y  organizo visitas guiadas en español, inglés y francés en Bayonne, Biarritz, San Juan de Luz...   Leer mas.

© 2017 by Alterguiding.